NO TE INVOLUCRES

/
0 Comments

       Halloween es una fiesta de apariencia inocente originada en los países europeos  por las sociedades celtas. Estos celebraban en el 31 de octubre su festividad más importante porque creían que el dios de la  muerte, Samhain permitía a las almas de los muertos regresar a sus hogares esa noche. Los druidas eran los sacerdotes celtas encargados de dicha celebración y en la noche del 31 quemaban arboles de acote, parte de las cosechas, animales y seres humanos  haciendo una fogata gigante con todo esto.

         Los druidas se disfrazaban de demonios y con pieles de animales, ordenaban al pueblo que hiciera lo mismo. Enseñaban que cuando los espíritus de los muertos llegasen a la casa esa noche se debía hacer un trato con ellos para evitar algún daño. De esto proviene la tradición de pedir y entregar dulces a los niños cuando van de casa en casa.

        Al ser conquistados por los romanos esta fiesta se combinó con la celebración a Pomona, diosa romana de las frutas y vegetales que se realizaba los 1ro de noviembre. De ahí fue  que a Halloween con sus brujas, gatos negros, fantasmas  y demonios se le unieron las calabazas, las mascaras representativas de espíritus inmundos, muertos y monstruos de todo tipo, disfrazando así el carácter diabólico de la fiesta celta por una festividad familiar, sin embargo, son muchos los casos de niños (as) que han sido envenenados con dulces nocivos y otros han sido objeto de violaciones en su búsqueda de golosinas de casa en casa.

        Los padres se deben preguntar, ¿Que provecho tiene participar en una festividad cuyos requisitos incluyen vestirse de demonio, ponerse disfraz de cadáver, bruja o fantasma, etc?, ¿Que beneficio se puede encontrar al ser parte de un espectáculo que impulse el ocultismo y promueva la relación con el mundo de la oscuridad?, ¿Es provechoso involucrar a la familia en una fiesta cuyos matices no son cristianos y mucho menos saludables? Halloween ofrece valores negativos y la participación en una cultura de comercio que lo único que busca son ganancias, aunque para esto tenga que vender sus principios y valores.

¡Halloween es mortal, no te involucres!



Te puede interesar

Con la tecnología de Blogger.